Coulis de tomate y chalota al Oporto

Coulis de tomate y chalota al Oporto

Es posible que tengáis un plato principal de carne ya definido para el menú de Navidad y os falte algo para darle gracia, o que estéis buscando una mermelada no muy dulce para combinar con la tabla de quesos. Muchas otras opciones os dará este Coulis de tomate y chalota al Oporto, está exquisito, cabalga entre la salsa y la mermelada de tomate, no es empalagosa (es poco dulce), es aromática, suave y elegante en el paladar.

El Coulis de tomate y chalota al Oporto conquista de forma tan simple como servido sobre una tostada, pero no dudéis en acompañar el magret de pato, el cochinillo asado, el pastel de carne… con una generosa cucharada de este coulis, y tener preparada la salsera para quien quiera repetir.

Ingredientes

480 gramos de tomates (pesados una vez pelados y retirado el pedúnculo), 150 gramos de chalotas (pesadas una vez peladas), 2 clavos de olor, 6 bayas grandes de pimienta de Jamaica, un buen trozo de macis, 100 gramos de azúcar, 1/2 limón (su zumo), 70 gramos de vino de Oporto, 1 y 1/2 c/p de sal, 1 c/c rasa de agar agar en polvo.

Elaboración

Una vez pelados los tomates, trocéalos. Pela las chalotas y córtalas bien finas. Pon ambos ingredientes en una cazuela de fondo grueso o en la que utilizas para hacer mermeladas. Añade los clavos, la pimienta de Jamaica, el macis, el azúcar, el zumo de limón y la sal.

Ponlo a calentar hasta que rompa a hervir, entonces reduce el fuego al mínimo y deja cocer una hora, con la tapa puesta pero sin encajar, dejando que salga vapor. Pasada esta primera hora, retira la cazuela del fuego y tritura con la batidora.

Añade entonces el Oporto y mezcla bien, vuelve a llevar a ebullición y reduce el fuego para dejar cocer aproximadamente otra hora, con la cazuela destapada y moviendo de vez en cuando, hasta que apenas quede agua de vegetación del tomate y el vino haya reducido, debe presentar una textura casi de mermelada. Añade entonces el agar agar tamizándolo con un colador y mezclando con una cuchara a la vez que va cayendo para que no se hagan grumos.

Cuece un par de minutos más, mientras continúas moviendo y apaga el fuego. Si el Coules de tomate y chalota al Oporto es para hacer conserva, procede convenientemente, en caso contrario puedes dejar enfriar antes de pasar a la salsera o al tarro en el que lo conservarás por unos días.

El Coulis de tomate y chalota al Oporto se puede servir frío o caliente, y ya sabéis que es ideal para combinar con carnes, queso, foie gras, verduras u hortalizas… No tardéis en probarlo.

Abreviaturas
c/s = Cuchara sopera
c/p = Cuchara de postre
c/c = Cuchara de café
c/n = Cantidad necesaria

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (44 votos, media: 4,48 de 5)
Loading ... Loading ...