Costillas de cerdo a la barbacoa

Costillas de cerdo a la barbacoa

Las auténticas Costillas de cerdo a la barbacoa deberían cocinarse de este modo, en una barbacoa, pero como dicen, ‘a falta de pan…’, cocinamos las costillas de cerdo en el horno con una buena salsa barbacoa. El resultado es un plato para chuparse los dedos.

La receta de costillas de cerdo no precisan de ninguna preparación anticipada, a no ser que quieras hacer la salsa barbacoa casera. La que nosotros hemos utilizado lo es, es una salsa barbacoa con miel que os enseñaremos en la próxima ocasión que la elaboremos.

Para acompañar a este plato pueden resultar insustituibles unas patatas fritas, pero para reducir el aporte graso nada mejor que hacer las patatas al horno, unas verduras asadas o uno champiñones como es el caso de hoy. La guarnición va a vuestro gusto y a vuestra salud.

Ingredientes (4 comensales)

3 costillares de cerdo (5-6 costillas por comensal), salsa barbacoa a la miel (cantidad suficiente para untar los costillares por los dos lados), 700 gramos de champiñones, 6 dientes de ajo, 1 ramita de perejil, pimienta negra recién molida, tomillo, aceite de oliva virgen extra, sal.

Elaboración

Enciende el horno a 190º C con el ventilador o turbo. Pon los costillares de cerdo en una bandeja de horno y salpiméntalos al gusto, úntalos con aceite de oliva e introdúcelos en el horno. Dales la vuelta pasados los primeros diez minutos y asa otros diez minutos antes de espolvorear el tomillo.

Vuelve a voltear y unta las costillas de cerdo con la salsa barbacoa por los dos lados, ve dándole la vuelta de vez en cuando. El tiempo de horneado, según el tamaño de los costillares será de 45-60 minutos, hasta que la superficie esté dorada, brillante y un poco crujiente y el interior bien cocinado, podrás verlo al cortar la carne entre dos costillas.

Mientras se hace la carne limpia los champiñones, ponlos en una pequeña bandeja y sálalos al gusto, añade un hilo de aceite e introduce en el horno. Prepara un majado de ajos y perejil, con una pizca de sal y aceite de oliva. Cuando los champiñones estén casi hechos, añade este majado y continúa horneando unos 10 minutos más.

Emplatado

Sirve las Costillas de cerdo cortadas en porciones de dos o tres unidades (costillas) y acompaña con la guarnición elegida, en este caso los champiñones al horno. Riega el plato con el jugo del asado de las costillas, es una delicia. Verás como tus comensales se chupan los dedos.

Costillas de cerdo a la barbacoaCostillas de cerdo a la barbacoaCostillas de cerdo a la barbacoaCostillas de cerdo a la barbacoaCostillas de cerdo a la barbacoaCostillas de cerdo a la barbacoa

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (36 votos, media: 4,94 de 5)
Loading ... Loading ...