La Cúrcuma

curcuma_raiz.jpg

La Cúrcuma, también denominada el azafrán de La India o palillo, se extrae de la raíz de la planta del mismo nombre, ha sido utilizada desde la antigüedad para diversas aplicaciones que a continuación veremos, pero por lo que más se conoce a la cúrcuma, es porque es uno de los componentes del curry, precisamente el que le da el intenso color amarillo anaranjado.

En la Unión Europea, la cúrcuma es un aditivo alimentario autorizado con el código E-100i (compuesto purificado), mientras que el extracto en crudo se denomina curcumina. Tal y como está el tema de los aditivos en la cocina, y ya que tenemos la información, de esta especia que, como hemos dicho, procede de la raíz de la Cúrcuma Longa, y su ingesta máxima es de 0’3 mg por kilo de peso corporal.

La cúrcuma es una de las especias con mayores beneficios para nuestra salud, nosotros ya no podemos hacer un plato de arroz sin agregarle cúrcuma, le otorga un sabor delicioso y un color precioso. Pero lo que queríamos que supierais es que se le otorgan muchísimas propiedades medicinales, algunas desde la antigüedad, otras gracias a recientes estudios, entre ellas, la cúrcuma posee propiedades antitumorales, antioxidantes, antiinflamatorias, como coadyuvante en inmunodeficiencias, entre otras.

Pero los estudios en torno a esta especia, se siguen sucediendo, uno de los últimos conocidos sugería que podía ser eficaz para luchar contra el Alzheimer gracias a la bisdemetoxicurcumina, el antioxidante compuesto más activo de la curcumina y que puede ser capaz de combatir la acumulación de las proteínas que se acumulan en el cerebro de quienes padecen esta enfermedad.

La Cúrcuma, del árabe kourkoum (azafrán), es originaria de La India, China y Oriente medio, ofrece un sabor dulzón con un ligero toque picante y amargo, así que su aplicación en la cocina debe hacerse en pequeñas cantidades, pero es ideal para aderezar infinidad de platos, arroces, carnes, pescados… incluso postres.

Esta especia no puede faltar en nuestra cocina, normalmente la compramos en polvo, es más fácil encontrarla así, pero también venden la cúrcuma en raíz seca. Su conservación, como la de la mayoría de las especias, en un tarro de cristal con cierre hermético que conserve sus propiedades aromáticas y gustativas.

Más información | NLM

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (20 votos, media: 4,70 de 5)
Loading ... Loading ...