Patatas asadas con piel o Robe des champs

Patatas asadas con salsa de ajo y albahaca

Las patatas tempranas ya han llegado, por lo que es un buen momento para disfrutar de las patatas asadas con piel, hay infinitas formas de servirlas, sea como aperitivo, primer plato o guarnición, hoy las hemos preparado con una salsa de ajo asado y albahaca, además de animaros a probar esta deliciosa receta, queremos que conozcáis la expresión francesa en relación a esta elaboración.

Las patatas cocidas con su piel se conocen en Francia como Pommes en robe des champs, y también en otros países dado que ya sabemos que la cocina francesa ha sido una gran influencia a nivel internacional. También hay que decir que en cada país tienen su nombre, sobre todo en aquellos en los que las patatas asadas con piel son como para los italianos la pasta.

Las patatas se cocinan ‘vestidas’ con su piel, puede ser en el horno, en una olla, en un barbacoa o bajo tierra, como antiguamente (y qué ricas estaban). Después se pueden servir del mismo modo, con su piel, si son patatas tempranas o nuevas, incluso se pueden comer con ella.

También se pueden servir peladas o un poco abiertas (como en la fotografía), condimentadas con pimienta y sal, con finas hierbas, con mantequilla compuesta, con nata, con salsa… Esta receta con patatas es de lo más humilde, pero no por ello deja de ser un manjar, a nosotros nos encantan las patatas asadas. No dejéis de probarlas con esta salsa con crème fraîche, o la que preparamos con crema agria en esta salsa de ajo asado.

Ingredientes (6 comensales)

6 patatas tempranas o nuevas (de tamaño mediano y forma homogénea).

Salsa de ajo asado y albahaca

150 gramos crème fraîche, 1 cabeza de ajos asados (30 gramos aprox.), pimienta negra recién molida, 8 hojas de albahaca fresca, 1 c/p de zumo de limón, 1 c/c de piel de limón, un chorrito de aceite de oliva virgen extra (opcional).

Elaboración

Lava bien las patatas y sécalas, envuélvelas con papel de aluminio y ponlas en la bandeja del horno, aprovecha también para hacer una o dos cabezas de ajo asado.

Introduce la bandeja en el horno precalentado a 180º C con ventilador o a 200º C con calor arriba y abajo. Asa las patatas hasta que estén tiernas, lo puedes comprobar pinchando con la punta de un cuchillo o con una brocheta.

Patatas asadas con salsa de ajo y albahaca

El tiempo de asado de las patatas puede variar según el tamaño, unas medianas pueden estar hechas en 45 minutos aproximadamente. Los ajos estarán asados antes, así que retíralos, y pélalos en cuanto pierdan un poco de calor, para preparar la salsa.

Pon en un bol la crème fraîche, añade los ajos chafados con un tenedor, hechos una pasta. Condimenta con pimienta negra, sal, la albahaca picada, el zumo y la piel de limón. Mezcla bien y rectifica si es necesario y si lo deseas, añade un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Reserva en frío hasta el momento de servir.

Emplatado

Sirve las patatas asadas con piel recién hechas, puedes presentarlas con el papel de aluminio abierto. Abre las patatas por la mitad, en vertical y rellena con la salsa de ajo asado y albahaca. ¡Buen provecho!

Patatas asadas con salsa de ajo y albahacaPatatas asadas con salsa de ajo y albahacaPatatas asadas con salsa de ajo y albahacaPatatas asadas con salsa de ajo y albahaca

Abreviaturas
c/s = Cuchara sopera
c/p = Cuchara de postre
c/c = Cuchara de café
c/n = Cantidad necesaria

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (131 votos, media: 4,83 de 5)
Loading ... Loading ...