Langostinos a la llama con su bisque

Langostinos a la llama con su bisque

Con algunos utensilios de cocina apenas hay que cocinar, hablamos del soplete de cocina, simplemente pulsando su botón podemos disfrutar de unos sabrosos y jugosos langostinos a la llama que en este caso acompañamos con un bisque, aunque hay algo que destacar con respecto a esta crema, no es el bisque tradicional, si preferís hacer un clásico bisque (merece la pena probarlo, está delicioso) aquí tenéis la receta del Bisque de langostinos. Para este plato hemos hecho una crema más ligera, sin añadir nata, ni vino… el resultado es una crema muy ligera, nutritiva y también con una textura y sabor exquisito para el paladar.

Los Langostinos a la llama con su bisque conforman un entrante perfecto para disfrutar en una comida festiva, ya veréis que el marisco no necesita apenas preparación, como comentábamos al inicio, aunque si no disponéis de un soplete podéis utilizar otro método para cocinarlo. El bisque o la crema que os mostramos es muy fácil de preparar, e infinitamente mejor que el producto comprado, aprovechar las cabezas de los langostinos es lo mejor que podemos hacer.

Ingredientes (4 comensales)

12 langostinos, 1 puerro, 1 ñora, 1 diente de ajo, 1 ramita de perejil, pimienta negra recién molida, 700 gramos de agua, 100 gramos de queso crema 0% (queso para untar y cocinar San Millán sin grasa), ½ c/c de salsa harissa (opcional), 1 c/s de zumo de limón, 1 cucharada de xantana (ajustar según la densidad de la crema deseada, también se puede espesar con Maizena, harina de arroz…), aceite de oliva virgen extra, harina de boletus, sal negra de Hawai, sal fina, azafrán en spray.

Elaboración

Pela los langostinos, retírales la tripa y reserva en el frigorífico bien tapados. Reserva las carcasas para hacer el caldo. Pela el puerro, reserva cuatro hojas de la parte más tierna para cortar en juliana, condiméntala con un poco de sal y azafrán en spray, reserva para que se ablande y tome sabor.

Pica el resto del puerro, pela el ajo y dale un golpe, pica el perejil. Pon una olla con un poco de aceite de oliva virgen extra a calentar y tuesta las carcasas y las cabezas de los langostinos, cuando hayan tomado color y manchado el fondo de la olla, baja el fuego e incorpora el puerro y el ajo y un poco de sal, sofríe unos minutos, hasta que el puerro esté tierno, añade entonces la ñora, el agua, el perejil, pimienta negra y sube el fuego.

Lleva a ebullición y después baja el fuego, deja cocer unos 20 minutos con la tapa de la olla ligeramente desplazada. Cuando el caldo esté listo, tritúralo con las cabezas de los langostinos y después pásalo por el colador chino. Pon el caldo en un recipiente para mezclarlo con el queso crema, la salsa harissa, el zumo de limón y la xantana o el espesante elegido. Tritura y comprueba el punto de sal. Reserva en caliente.

Langostinos a la llama con su bisque

Dispón los langostinos en una bandeja o plato que soporte el calor de la llama, necesitarás un soplete para ‘cocinar’ los langostinos, pero si no lo tuvieras, puedes hacerlos a la plancha, escaldados, confitados, marinados… en cualquier caso obtendrás un plato sabroso.

Para hacer los langostinos a la llama simplemente hay que pasar el soplete a media potencia por la superficie y sin detenerse demasiado, puedes hacerlo por los dos lados o sólo por uno, nosotros preferimos esta segunda opción, se dora muy ligeramente la piel externa y quedan muy jugosos y sabrosos.

Emplatado

Sirve el bisque en un plato hondo, coloca en el centro un nido de puerro y sobre éste los langostinos a la llama, espolvorea sobre los langostinos un poco de harina de boletus, sal negra y finalmente un poco de azafrán en spray. Sirve enseguida y ¡buen provecho!

Langostinos a la llama con su bisqueLangostinos a la llama con su bisqueLangostinos a la llama con su bisqueLangostinos a la llama con su bisque

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (28 votos, media: 4,46 de 5)
Loading ... Loading ...