Mantequilla de ajo

Mantequilla aromatizada

La mantequilla de ajo es una de las mantequillas compuestas o mantequillas aromatizadas más populares, ya sabéis que la mantequilla compuesta es una masa elaborada con mantequilla ablandada y combinada con distintos ingredientes. Se hace a partir de la mantequilla a temperatura ambiente para poder trabajarla y mezclarla bien con los ingredientes que la van a aromatizar, después se le da forma y se introduce en el frigorífico para que vuelva a endurecerse.

También puede guardarse en el congelador, así se alarga su conservación, pues una mantequilla compuesta, dependiendo del ingrediente incorporado, se hace más perecedera. Además, es muy práctico tener, por ejemplo la receta de mantequilla de ajo que vamos a hacer hoy, en el congelador, cuando la necesitemos, sólo tendremos que cortar un medallón (si hacemos un cilindro) y aplicarlo en el plato al que la queramos destinar.

Hay muchas variantes a la hora de hacer mantequilla de ajo, la más habitual es incorporando además perejil y pimienta negra. También se suele hacer con finas hierbas, así que es obvio que podéis hacer vuestra mantequilla de ajo con las hierbas aromáticas o especias que más os gusten, a nosotros nos gusta mucho con ajo, romero y piel de lima rallada, a veces también la preparamos a partir de la pasta de jengibre y ajo, y la que hoy estamos preparando es de ajo y ajedrea.

La proporción de mantequilla y el ingrediente que vamos a añadir suele ser de tres partes de mantequilla y una del compuesto aromatizante y saborizante. Aunque en el caso del ajo, por ser un ingrediente muy potente, puede ser conveniente reducir la proporción, eso siempre al gusto del consumidor.

La mantequilla de ajo es un condimento excelente para combinar en muchos y variados platos, desde una simple tostada al gratinado de un pescado o unas patatas al horno, para fundir sobre un filete de carne, añadir a un plato de pasta o incluso como base para engrasar una sartén y saltear unas verduras. Veamos cómo hacerla.

Ingredientes

100 gramos de mantequilla a temperatura ambiente, 3 dientes de ajo, 2 ramitas de ajedrea fresca (también puedes poner fresca o sustituirla por perejil, hierbas provenzales, finas hierbas, romero…), piel rallada de una lima, pimienta negra, sal.

Elaboración

Pela los dientes de ajo y pícalos en el mortero junto a la sal, añade las hierbas aromáticas, pimienta negra y la piel de lima y continúa triturando y mezclando bien.

Pon en un cuenco la mantequilla pomada e incorpora los ingredientes preparados con el ajo, mezcla bien hasta que se hayan integrado todos los ingredientes. Pon la mantequilla sobre film transparente y enróllalo, dándole forma como si fuera un cilindro. También puedes poner la mantequilla en cubiteras y después conservar (bien tapada) en el congelador, resultará igualmente práctico recurrir a una porción de mantequilla de ajo.

Una deliciosa versión dulce de la mantequilla compuesta, es la receta de mantequilla de fresa, no dejéis de probarla.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (7 votos, media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ...